BLOG

Promedio: 3.5 (10 votes)

Las opiniones sobre las orgías suelen estar condicionadas tras la moral de nuestra cultura moderna y las ideas románticas de muchos sobre la pureza de sus partes íntimas, pero la realidad es que sigue siendo una fantasía latente en la mente de muchos, aunque no lo revelen ni busquen cumplir.
La inmensa mayoría de los seres humanos sueña con esa fiesta de cuerpos y sensaciones, pero muy pocos logran cumplir su sueño. Según estudios, la inmensa mayoría de los seres humanos nunca estuvo en algo medianamente parecido a una fiesta orgiástica. Por eso, les daré a continuación una serie de consejos que les permitirán a ustedes organizar su propia orgía.



INVITADOS: No invitar a familiares, puesto que la cercanía de tíos, padres, primos, abuelas o hermanos puede cohibir a la gente y llevarlos a no disfrutar del momento. Si tu pareja disfruta de éste tipo de experiencias sexuales y entre ustedes las cosas están claras, participar juntos es una gran idea para expandir aún más su abanico de placer. No se recomienda invitar a aquella persona que no es tu pareja pero de la cual estás muy enamorado: cuando la veas rodeada por todo el plantel de testosterona, es probable que el amor te haga cometer estupideces. Eviten también a la gente demasiado moralista y culposa, que arruinará la fiesta exclamando frases del estilo de "si me viera mi marido", "no puedo creer lo que estoy haciendo", "todos vamos a arder en el infierno", "esto antes no pasaba", etc.
Siempre es importante ser realista, aunque muchos de tus amigos te hayan comentado sus deseos secretos de sexo en grupo, la verdad es que sólo el 30% de los invitados terminarán apareciendo en la puerta dispuestos a participar abiertamente.

COMIDA: Aunque una orgía no es como una boda con platillos pretenciosos, ni una fiesta donde tienes que llevar algo para aportar, las comidas saladas como los canapés de queso son ideales por su alto contenido en sal, lo cual permitirá restablecer todos los minerales que perderás entre el sudor y los múltiples fluidos expulsados. Bebidas ricas en minerales (como las que se consumen post actividad deportiva) y chocolates también son una buena opción.

VESTIMENTA: Lo mejor y lo peor de una orgía es que básicamente todos están desnudos. El problema es que la referencia de quién es quién se pierde, ya que no puedes hablar de esa chica del vestido azul o el tipo rubio, ya que probablemente existan muchos con ese color de cabello. Es aconsejable vestirse elegantes y sexys para generar una buena impresión al llegar. Pueden combinar su vestimenta con buena ropa interior para que la impresión sea aún mejor.
A la hora de sacarse las prendas deben ubicarlas en algún lugar donde no se suponga que desfilen cuerpos y se arruinen… como por ejemplo: un buen perchero o habitación habilitada para que todos dejen sus prendas.

AMBIENTACIÓN: No es necesario que el espacio sea una suite de lujo o un pent-house cinco estrellas para que la gente se anime a ir, pero si es crucial tener un espacio cómodo, limpio y organizado, donde los invitados puedan sentarse a conversar y conocerse un poco, quitarse la ropa e intimar con tranquilidad. Inclusive se podrían considerar dos espacios separados, uno para la charla, la comida, la bebida y el descanso, y otro más acolchonado y preparado para el sexo.
Asegúrense de que los participantes se hayan dado un baño antes de la orgía. Y que cada uno traiga al menos un cepillo de dientes y accesorios que necesite para higienizarse. Recuerden que eso de ser "sucios" en la cama es solamente un recurso poético.

COLABORACIÓN: Asegúrate de traer al menos a uno o dos amigos conocidos que quieran participar pero también ayudarte. Si el espacio es tu casa o departamento, necesitarás apoyo para mover cosas y limpiar antes y después. Pero además siempre hace falta quien esté pendiente de la música, las bebidas o comidas para los invitados e inclusive de mantener el buen ánimo de todos los presentes, de relajar las tensiones, alguien divertido que mantenga los motores a toda marcha.

PRESERVATIVOS: Es una orgía, habrá mucho sexo, y en estos tiempos modernos cualquier precaución es insuficiente, así que lo primero que debes conseguir, aún antes de la comida o bebida, son muchos condones, calcula un mínimo de 3 por invitado, recuerda que la salud va por encima de todo y pasarla bien y salir tranquilos asegurará muchos contactos para otra oportunidad. Además, el papel higiénico y los pañuelos húmedos con fragancias deben abundar, ya que entre sudor, la saliva y el semen habrá mucho que limpiar.

PRIMEROS PASOS: Sé un buen anfitrión y recíbelos a todos personalmente con una sonrisa, indícales donde está la bebida, el baño, guardarropa, las camas, los sillones, preservativos, que se sientan a gusto. Tampoco esperes que la gente llegue directo a quitarse la ropa, hay que dejarles beber un poco y quizás comenzar con algunos juegos como el famoso strip póker, la botellita, twister, etc. Algo que les ayude a interactuar e iniciar el contacto de unos con otros de una manera agradable.

RESPETAR LOS “NO”: Es importante recordarles a todos que están allí para experimentar el sexo en grupo, pero que nadie está obligado a hacer algo que no quiera hacer. Se debe respetar siempre el cuerpo ajeno, saber cuándo insistir y cuando mirar en otra dirección. No está demás preguntar amablemente si le gustaría hacer esto o aquello. Inclusive hay parejas que disfrutan mucho el sexo en grupo y verse con otros, pero es importante no cruzar los límites de los demás y asegurarse de no causar conflictos innecesarios. Como siempre les enseño: “el sexo debe ser consensuado”.

NO VAYAS SOLO: Si vas con tu pareja a una orgía, asegúrate de respetar las reglas que se hayan puesto y de estar pendiente de su bienestar tanto como del tuyo propio. Si estás soltero trata de ir con un amigo de confianza, alguien con quien puedas quedarte conversando si decides que necesitas descansar o que no te agrada el ambiente y decides irte.

Con estas sencillas reglas se puede disfrutar de una sesión de sexo en grupo bastante buena y sin complicaciones. Pero si vives en una ciudad pequeña, ármate de paciencia, será difícil reunir un grupo de personas que quiera entregarse a ésta fantasía sin importarle el juicio de sus vecinos. Como dice la frase “pueblo chico, infierno grande”…

Alumnos salvajes, entréguense a experimentar el sexo en todas sus formas, recuerden siempre que la única forma de ser un MAESTRO es antes haber sido un muy buen alumno...
aunque su profe siempre prefiera a los que se portan mal..... ;)


Adeus.

Celeste González - su coach sexual-.

Twitter: @CelesteGonzalez

Facebook: Celeste González

Instagram: @mcelegonzalez